Un cadáver muy frío (Las cosas y casos de la señora Starling nº 1) por Ana Bolox

December 12, 2019

Un cadáver muy frío (Las cosas y casos de la señora Starling nº 1) por Ana Bolox
Titulo del libro : Un cadáver muy frío (Las cosas y casos de la señora Starling nº 1)
Fecha de lanzamiento : June 22, 2017
Autor : Ana Bolox
Número de páginas : 257

Obtenga el libro de Un cadáver muy frío (Las cosas y casos de la señora Starling nº 1) de Ana Bolox en formato PDF o EPUB. Puedes leer cualquier libro en línea o guardarlo en tus dispositivos. Cualquier libro está disponible para descargar sin necesidad de gastar dinero.

Ana Bolox con Un cadáver muy frío (Las cosas y casos de la señora Starling nº 1)

La nieve cubre las calles de Nueva York, los villancicos y el muérdago se han instalado en Barneys, la Navidad de 1978 se acerca y Anne Starling, profesora de física en la universidad de Columbia y detective aficionada, se aburre sin concesiones. Plantear retos intelectuales a sus alumnos o inventarle ancestros heroicos a su marido, un diplomático británico, a fin de contrarrestar la soberbia del cónsul germano apenas sí la sacan de una monotonía tediosa a la que es incapaz de sobreponerse.
Cuando una peculiar anciana le cuenta que sospecha que su vecino, el señor Snow, ha sido secuestrado por una boa, Anne ve la oportunidad que estaba esperando para abrir una nueva investigación.
Sus pesquisas volverán a ponerla en el camino del inspector Crawford, un policía con el que mantiene una chispeante historia de allanamientos, resolución de asesinatos e intercambio de encantadoras impertinencias.
No importa lo mucho que Crawford se empeñe en apartar a la señora Starling del caso Snow cuando se revele más peligroso de lo que parecía al principio, Anne no está dispuesta a dejar sin resolver el enigma.


—Claro —repitió Crawford—. Es lo que suelo hacer con usted de forma extraoficial: allanamientos de morada, ocultamiento de datos… ¿Se da cuenta de que cada vez que nos cruzamos infrinjo la ley? Debería llevar en Sing Sing una buena temporada. Exactamente desde el día en que la conocí, en aquella librería en Queens.
—Por favor, inspector, guárdese el drama para las representaciones benéficas de la policía. Su forma de hablar lleva a pensar que todo lo que hacemos juntos es ilegal.
—Es todo lo que hago con usted —murmuró—: sacarla de líos o meterme en ellos.
—Algo que debe de gustarle. Si no, ¿por qué me ha citado?